A propósito de: Despiértate (Serie 2021)

Otwórz oczy (Abre tus ojos) traducida al español como «Despiértate» es una serie polaca del año 2021. Un grupo de adolescentes se conocen en un centro de tratamiento de amnesia después de sufrir cada uno, por separado, terribles accidentes en los cuales han perdido la memoria. Algunos de ellos plantean preguntas que ponen en duda la veracidad del método y tratan de descubrir la verdad de su estadía en esa clínica.

La puedes ver si quieres:
Asustarte😮
Luchar😎
Pelearte con el mundo😕
Pensar🤨🤨
Test de BechdelNo aplica
ver tabla.

Los directores Anna JadowskaAdrian Panek nos muestran un camino en apariencia amable, llenos de escenas que mezclan expresiones artísticas con otras que nos hacen dudar porque no encajan en ese ambiente, esconden un tortuoso desarrollo y un final de temporada imprevisto.

En la reseña de Netflix leemos: tras sufrir un accidente, una joven con amnesia intenta recuperar su memoria en un centro especializado… pero empieza a sospechar de su poco convencional tratamiento.

Es interesante cómo la obra logra mantener la atención y el misterio sin casi aportar información sobre los personajes, que al sufrir amnesia, están en la búsqueda de sus propios recuerdos. Se tejen historias a partir de fragmentos de relatos, fotos o flashback de la protagonista. Sacamos deducciones que no siempre son las que luego revela el guion. Los espectadores estamos igual de perdidos que ellos y los acompañamos a explorar los secretos de la clínica.

En particular me sorprendió la actuación de Wojciech Dolatowski (interpreta a Szymon). A los pocos minutos del primer capítulo ejecuta una coreografía fascinante, un baile lleno de poesía, con una fuerza que hizo me enamorara del personaje y siguiera adelante con la serie. Su personalidad carismática aporta un toque de misterio, nos hace intuir que hay algo más de lo que a simple vista observamos. También hay una niña que resulta interesante, transmite un cúmulo de información y genera empatía sin decir ninguna palabra, aunque no es muda. Se comunica con la protagonista y el espectador solo a través de acciones puntuales.

Despiértate pudo haber sido otra historia de adolescentes empastillados en una clínica de dudosas intenciones, pero ganó mucho con las interpretaciones de los actores y la dirección.

Wojciech Dolatowski (Szymon)

Otro punto a destacar es el contraste y la simplicidad de la puesta en escena: el vestuario, la casi ausencia de maquillaje, los escenarios amplios y sus detalles que dan la impresión de estar en un museo o escuela de arte que contrastan con el mundo controlado y medicado de un psiquiátrico.

Maria Wawreniuk (Julia ) y los enfermeros

La narrativa de Despiértate va despacio, paso a paso, pero no se detiene. Nos hace sacar conjeturas que debemos corregir según avanza la escena. Son seis capítulos intensos, llenos de descubrimientos.

Cuenta la lucha de Julia (Maria Wawreniuk), que en un principio la conocemos como «Sin nombre», y sus sueños/visiones extrañas que la hacen cuestionarse a sí misma, a la clínica y sus métodos. Adam (Ignacy Liss) y Magda (Sara Celler Jezierska) la acompañan a descubrir la verdad sobre ese mundo ¿paralelo? en donde nada es lo que parece ser.

Presumimos que en esa institución se preparan a los jóvenes para algo siniestro, pero no lo descubrimos sino al final y ahora hay que esperar la segunda temporada para saber cuál será el destino de algunos de ellos. Sin embargo y sin realizar spoiler puedo mencionar un aspecto aterrador que se plantea en cada capítulo: la vulnerabilidad del individuo.

Un aspecto de esta fragilidad lo representa muy bien el hecho de que sean adolescentes, y no adultos, si fuese de esa manera el enfoque cambiaría y es probable que hasta dudáramos de la capacidad de respuesta. En este caso es «normal» que estén expuestos a las órdenes de los mayores, representados por la directora del instituto Dra. Zofia Morulska, (Marta Nieradkiewicz), Piotr (Marcin Czarnik) y los enfermeros/vigilantes. Es fácil verlos como seres indefensos ante las manipulaciones y entender que algunos se sienta tranquilo y/o protegido al saberse frágil, que alguno se evadan en el consumo de drogas y que los más atrevidos se muevan por la curiosidad.

Uno de los aspectos interesantes es el sometimiento, ya sea de forma consciente o inconsciente, ante la llamada autoridad.

Los jóvenes reconocen un factor externo como el único capacitado para guiarlos y les dan el poder a una autoridad para indicar el sendero seguro, el que conviene recorrer. Muy pocos están dispuesto a decir no y arriesgarse a seguir su propio camino. Esta actitud sumisa y controlada contrasta con la de los niños del centro, estos se muestran salvajes al estar juntos y frente a los guardias/enfermeros, pero buenos alumnos con los adolescentes.

Otra muestra de vulnerabilidad es el talento, ese don inmaterial que muchos desean para sus hijos y que están dispuestos a los que sea para obtenerlo y por supuesto, la enfermedad: expresión máxima de fragilidad, dependencia, debilidad e inseguridad que podemos experimentar.


Publicado por rosaboschetti

Relatos, historias, ilustraciones… y flexiones sobre arte

2 comentarios sobre “A propósito de: Despiértate (Serie 2021)

    1. Hola azurea20, sí la serie está en Netflix (España). Aunque algunos digan que es lenta creo que avanza con el ritmo propio de la trama, que a mí en particular me pareció interesante y muy plástica. Un abrazo 🐾

      Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: